viernes, 6 de abril de 2012

Danny (Daniel Miguel Alves Gomes) (Portugal exporta: IV)

Daniel Miguel Alves Gomes, (Danny)
Medio ofensivo / Delantero
7-VIII-83, Caracas (Venezuela)
1´78 y 70 kg
Marítimo, Sporting, Marítimo, Dinamo de Moscú, Zenit San Petersburgo



Nacido en Venezuela de familia portuguesa, Danny (Con acento agudo) fue descubierto por el Marítimo de Funchal en una digresión  a este país caribeño con 15 años. Cuando todavía era juvenil, jugaba ya con el Marítimo B y Nelo Vingada, por entonces entrenador del primer equipo, no tardó mucho en darle una oportunidad en éste con sólo 18 años. Debutaría en o caldeirao el 1 de octubre de 2001 frente al Gil Vicente, y esa temporada acabaría con cinco goles en 20 partidos, lo que no está nada mal para un chico de 18 años.
En el año 2002 se incorporó al Sporting, a cambio de 2´1 millones de euros, llegando a los leoes para sustituir (es un decir) al mítico Joao Pinto, pero no contó con muchas opciones, por lo que una temporada después estaba de vuelta en Funchal como cedido para contar con más partidos y poder representar a la sub21 en la fase final del europeo de la categoría. En el club leonino, ni Fernando Santos ni José Peseiro contaron con él por lo que asumió el riesgo de tomar la aventura rusa (debemos recordar la mano de Jorge Mendes en las transiciones de jugadores portugueses a Moscú ese año). Allí, al contrario que sus compañeros de aventura –recordemos que fueron Maniche, Costinha, Derlei o Jorge Ribeiro, además de Cícero o Thiago Silva- sí consiguió adaptarse a la liga rusa, de hecho, esa misma temporada fue reconocido como mejor jugador del equipo moscovita con el que haría 24 partidos convirtiendo dos goles.. Danny se convertiría en un jugador conocido por la mayoría de los aficionados al fútbol internacional en el verano del año 2008, cuando  sería contratado por 30 millones de euros (entonces, el fichaje más cara del fútbol ruso)para sustituir a Arshavin en el Zenit de San Petersburgo, equipo en el que, pese a una grave lesión poco después de su incorporación, ha conseguido afirmarse y convertirse en un jugador clave para el equipo de la ciudad de los zares demostrando que esos 30 millones, que él ha reconocido no valer en varias entrevistas, han sido muy bien invertidos. Y más ahora, cuando se ha producido el retorno del ruso a su equipo, para suplir al portugués después de su enésima grave lesión.


Con la selección portuguesa, a la que representó en todas sus categorías, jugó las olimpiadas de Atenas y , aunque la selección venezolana intentó que jugase con la vinotinto, debutaría con la selección AA de Portugal en el verano del 2008 frente a las Islas Feroe, pero las lesiones tampoco le han permitido la continuidad necesaria para integrarse en el conjunto luso, ni la cantidad de jugadores ofensivos del equipo de las quinas, ni el hecho de que, por ejemplo, Carlos Queiroz lo pusiese de delantero centro puro, en varios partidos de los que jugó con Portugal.

Cuando Dirk Advocaat lo ficho para el Zenit buscaba un centrocampista ofensivo versátil que liderara el juego de ataque de su equipo desde la segunda línea. Un jugador móvil y difícil de sujetar por esos constantes cambios de posición y su dinamismo. Danny es una sorpresa, aparece por todas las zonas de la medular ofreciéndose y abriendo espacios para aparecer como un puñal en el área rival sin que los defensas sepan desde dónde ha surgido. Es un jugador sorprendente, ágil,con gran visión de juego, rápido de movimientos, de reflejos y de ejecución, con un regate sencillo y definitivo, sin hacer florituras resulta definitivo frente al marco rival, tanto desde dentro como desde fuera del área con un gran disparo, aunque quizá le falte cierta contundencia ante el gol.
Su handicap, la continuidad, la intermitencia y las malditas lesiones que pueden frenar a muchos clubs europeos a la hora de hacer un desembolso elevado por sus servicios –aunque él ya ha afirmado en varias ocasiones que le gustaría jugar en algún equipo, digamos, del occidente de Europa.
Si no llega a coincidir con una fantástica generación de jugadores ofensivos en posiciones similares a la suya, no tengo la más mínima duda de que el luso-venezolano sería imprescindible en la selección nacional, como lo es su presencia en su equipo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...