miércoles, 28 de noviembre de 2012

James Rodríguez (Volarán Lejos XIII)


James David Rodríguez Rubio
12-VII-91, Cúcuta (Colombia)
1´78 y 75 kg
Envigado, Banfield, FC Porto



Muchas veces nos hemos preguntado cómo hace el FC Porto para acabar contratando por un precio asequible (para nada bajo, que la mayoría de los jugadores importantes que se han incorporado a los dragoes estriba entre los 6 y 10 euros, que hay que tenerlos) jugadores que en pocos años se revalorizan de forma espectacular y que, además de dejar mucho dinero en las arcas oportistas, también han dejado su nombre en unos cuantos títulos en el haber del equipo blanquiazul; las razones son el buen olfato, un buen scouting, la disponibilidad de ese dinero del que ya hemos hablado y la valentía para hacerse con jugadores con gran potencial y, una vez que llegan a la Invicta, hacerlos madurar poco a poco, hasta que explotan todas sus grandes cualidades y se convierten en el deseo de buena parte de los transatláticos del fútbol europeo.



James (pronúnciese a la española, por extraño que les pueda sonar a algunos, y no a la inglesa) no es una excepción, pues el gran rival al que tuvo que superar el FC Porto para ahcerse con su fichaje fue el Espanyol de Barcelona -¿Nadie más sabía de la existencia del Colombiano?- que, parece ser, habían puesto sobre la mesa del Banfield 5´5 millones de euros que no fueron suficientes para el club argentino ya que por sólo cinco millones por el 70% de su pase, el FC Porto tuvo suficiente para hacerse con el volante colombiano que, dos años después, está llamado a dirigir a los dragoes a partir de esta temporada en pos de todos los títulos por los que en la Invicta luchan año tras año.

Con sólo 14 años, James hace su debut en el primer equipo del Envigado, equipo que lo había incorporado a sus filas dos años antes después de verlo jugar en un torneo infantil. Con el equipo colombiano debutó el año en que descendieron a segunda división y, después de haber destacado en el sudamericano sub 17 y el posterior mundial de la misma categoría, lo abandonó para incorporarse al Banfield. Aunque inicialmente debería incorporarse al equipo juvenil del ¿Taladro?, en el año 2009, Jorge Burruchaga, que entrenaba al equipo no dudó en llevarlo a la pretemporada y, después de ver su potencial, darle la oportunidad de debutar con el primer equipo el 9 de febrero de ese mismo año frente a Godoy Cruz. En su segundo partido conseguiría su primer gol frente a Rosario Central dando inicio a lo que sería una temporada de records para él; ser el jugador extranjero más joven en debutar y marcar un gol en la primera división argentina  y en el jugador extranjero más joven en ganar el torneo clausura (en ese caso), pues Banfield se hizo con el título en el mes de diciembre



Por si su participación en el título de Banfield no fuese lo suficientemente importante, la Libertadores del año siguiente sería la de su consagración (5 goles en 7 partidos) que le abriría definitivamente las puertas de Europa. Y ahí el FC Porto “juega en otra liga”, pues además del interés del Español anteriormente mencionado (pagar al contado ayuda a que los equipos vendedores abran la mano mucho antes), también el Benfica estuvo cerca de hacerse con sus servicios (pues ya se barruntaba la posible salida de Di María) y también otro equipo experto en fichar talentos emergentes de Sudamérica como el Udinese.



Pero llegar al FC Porto y hacerse un hueco en cualquiera de las siempre sólidas plantillas de los dragoes no es sencillo para nadie, de hecho, como hemos comentado aquí varias veces, el equipo de la Invicta siempre ficha con visión de futuro, y cada nuevo fichaje viene a cubrir la futura salida de un jugador importante, a cuya sombra debe crecer, y al final del año 2010 el jugador sólo había participado en cinco partidos (de hecho el Espanyol hizo una nueva intentona para incorporarlo a sus filas), pero el FC Porto sabía muy bien que esta joya no necesitaba pulirse mucho más, y André Villas Boas acabaría echando mano de sus extraordinarias cualidades para ganar el triplete, Liga, copa y Europa League, por esa razón los dragoes se aseguraron su futuro, adquiriendo el 100% de su pase y renovándole su contrato hasta el 2016 con 45 millones de cláusula (que no creo que acaben bajando mucho a la hora de un futuro traspaso a un gigante europeo).



Después de esa gran temporada, se esperaba que la pasada (2011-12) fuese la de la consagración absoluta de “el bandido”, pero aunque tuvo muchos momentos de gran brillo, sobre todo al final de la misma cuando los dragoes dieron el arreón final que los condujo al título de liga, se esperaba un poco más de la joya colombiana que acabaría la liga con la nada despreciable cantidad de 13 goles, que ya le gustaría a muchos.
La salida de Hule con destino a San Petersburgo le ha dejado como la gran referencia ofensiva del equipo blanquiazul durante esta temporada (bien secundado, por cierto, por su compatriota Jackson Martínez), pero ha llegado el momento de que el Bandido asuma los galones que se ha ganado y dirija a su equipo hacia los títulos en juego durante esta temporada, cosa que, por cierto, sí está haciendo poniendo la clase en un equipo sólido y efectivo muy difícil de contrarrestar en todos los aspectos de juego.



Pero qué es lo que tiene James y que hace de él uno de los jugadores más interesantes del fútbol europeo; damos por hecha la calidad técnica, un pie izquierdo excelso, un imán al que pega el balón y que maneja deliciosamente siempre con la cabeza levantada, una arrancada potentísima plena de explosividad, con la velocidad y la resistencia necesarias para resistir los embates de los defensas rivales al choque, pero aunque poseer esas características es algo que ya les gustaría a la mayoría de los futbolistas, James es un jugador muy inteligente, centrado en su trabajo, constante, que a su gran clase aúna saber estar en el campo y la imprevisibilidad de los jugadores geniales que ponen el balón donde y cuando quieren. No es sólo potencia, no es solo clase, su poderoso remate o la frialdad con la que culmina sus llegadas al área, sino la difícil capacidad de poseer todas esas cualidades e ir dando elegantes muestras de cada una de ellas.



James es muchas cosas: un jugador creativo, un líder que pide el balón para dirigir el ataque, pero también el estilete que aparece desde segunda fila, a la espalda de los defensas rivales, un “trequartista” clásico, un extremo de toda la vida pegado a la cal y centrando desde la línea de fondo, un volante más actual que, jugando a pie cambiado, se viene al centro en vertiginosas diagonales que acaban con un disparo final envenenado… Pero antes de que cualquier equipo eche mano de él (previo paso por caja en el barrio das Antas, eso sí) James tiene que demostrar durante toda una temporada que es un jugador capacitado y con la regularidad que se requiere para echarse a la espalda a un equipo que aspire a todo como el FC Porto, sobre todo ahora que los dragoes se han clasificado con suma tranquilidad para los octavos de final de la Champions, el último escaparate que le falta para lucirse
Su futuro será brillante, ¿alguien lo duda?.


domingo, 25 de noviembre de 2012

Rio Ave (Análisis Liga 2012-2013)



Lo que inicialmente podría aparecer una apuesta arriesgada, incorporar como primer entrenador a un técnico sin más experiencia que ser adjunto de Jesualdo Ferreira (lo cual no es poca cosa; ya sabéis de mi aprecio por el trabajo del técnico de Mirandela), no lo es tanto si analizamos la política de refuerzos del equipo vilacondense y las personas que están detrás de la mayoría de estos movimientos (No olvidemos que el traspaso de Nuno Espirito Santo al Deportivo de la Coruña, que todavía no lo habíamos dicho, es el entrenador del Rio Ave, fue el primer negocio de cierta entidad del hoy todopoderoso Jorge Mendes).
Así que el ex-portero del Deportivo y del FC Porto es el encargado de dirigir al equipo verdiblanco en una temporada en la que los objetivos eran, y siguen siendo, transitar si sobresaltos por la zona templada de la clasificación y...(visto el desempeño del equipo hasta el momento, incluso es posible esperar algo más) En un año que debe servirle como aprendizaje y escaparate de cara a futuros desafíos, ya veremos dónde.



Para ello el equipo de Os Arcos ha construido un bloque bastante sólido con un grupo de jugadores relativamente fiables, mezclando experiencia y juventud, pero donde, sin duda alguna, el oficio de sus jugadores es la característica más evidente del equipo, desde su prometedor portero, el esloveno cedido por el Benfica, Jan Oblak, hasta su delantero, el veterano -casi eterno- Joao Tomas, determinante y rentable como muy pocos delanteros año tras año.

Portería 

Oblak: la confirmación de una promesa

Fichado con 17 años por el Benfica, el joven esloveno (19 años todavía) Jan Oblak ya dejó buena muestra de sus excelentes cualidades en el defenestrado Uniao de Leiria durante la pasada temporada, y su paso por el Rio Ave le debe servir como definitiva carta de presentación en el fútbol europeo con destino, más tarde o más temprano, a la portería de A Luz como recambio de Artur Moraes cuando toque y como dueño durante muchos años del arco benfiquista.
Aunque desde ciertos foros especializados en el fútbol internacional ya se venía hablando del portero criado en el Olimpija, es ahora, que cuenta con minutos, cuando está demostrando el tremendo potencial que posee, ya no a corto o medio plazo sino desde ya mismo. Podríamos situar la mayoría de sus actuaciones entre la sobriedad y la espectacularidad: un porterazo en el que no van a tardar en fijarse los grandes transatlánticos del fútbol mundial, sobre todo desde las islas británicas, siempre atentas a este tipo de guardametas.
La gran figura del esloveno eclipsa, evidentemente, a sus compañeros de posición. Además, en un movimiento igualmente arriesgado ya que la mayoría de las escuadras portuguesas optan por incluír un portero de nivel medio con experiencia, en este caso no es así, y tanto

Defensas 
Otro ex conocido para muchos de nosotros, en este caso con pasado en el Real Valladolid, Nivaldo, es el jefe de la zaga local mientras Alberto Rodríguez, rechazado por el Deportivo de la Coruña, no acaba de recuperarse definitivamente de los problemas físicos que impidieron su incorporación al equipo herculino. Los que recuerden al central brasileño de su paso por Pucela lo harán, sobre todo, más que por sus cualidades técnicas, por su dureza, pero no era un central que desentonase el brasileiro y menos en un equipo bien organizado, protegido atrás, con la espalda bien cubierta por sus compañeros, y más si el jugador mide bien su ímpetu y evita entradas a destiempo, porque Nivaldo es un central rápido, con buen dominio posicional, contundente al choque, como hemos señalado, disciplinado en la zaga, con personalidad para dirigir los movimientos defensivos del equipo.

Nivaldo aporta mucho más que la imagen
de dureza que dejó en Valladolid 
El Mudo Rodríguez es un jugador con el suficiente cartel en Portugal como para tener poco que añadir. Pero, al igual que le ocurre a su antiguo compañero Evaldo, cuyo rendimiento en el Deportivo está dejando mucho que desear, sus limitaciones físicas impiden, para empezar que juegue, y una vez consigue reincorporarse al equipo, que tenga la continuidad necesaria para recuperar el excelente nivel mostrado en el Sporting Braga. Por condiciones técnicas, es el mejor central del equipo de largo, pero el hándicap de las lesiones lastran su contribución al equipo de manera exagerada.
De todos modos, la nula, hasta el momento, participación del peruano queda solventada por la aparición de Marcelo, un interesante central que está progresando a pasos agigantados y que posee unas cualidades físicas más que atractivas para la posición. Se compenetra muy bien con Nivaldo, protegido por él, en una defensa, como ya hemos comentado, muy sólida, solidaria, también es cierto que no asumen muchos riesgos, que se cierra muy bien, que juega fácil...

Marcelo: no tardaremos en verlo
en un equipo con más nombre

A punto de cerrarse el mercado estival, el Rio Ave se hizo con los sevicios de dos laterales brasileños, ambos propiedad del Cluj rumano (equipo con mucha actividad en el mercado portugués), y con pasado en la liga portuguesa. Jugadores que habían actuado a un nivel más que correcto en Portugal y que buscaron nuevos horizontes, económicos más que deportivos, en otras ligas. El ex-lateral del Vitória Guimaraes, Lionn, con pasado también en Vila do Conde, es el más conocido de los dos, un lateral más que aseado, competente defensivamente, un poco desconcentrado en ocasiones a la hora de cerras espacio y bascular correctamente en ciertos movimientos defensivos, sobre todo en contraataques rivales o en inferioridad, pero con experiencia, pese a su juventud, y recursos suficientes para hacerse dueño de la banda derecha. Su compañero en el lateral opuesto, también procedente del Cluj como hemos ducho, y con pasado en el Sporting Braga, es Edimar, que ya vivió su momento de gloria con un bonito gol al FC porto, jugador ocn más llegada, muy aparente en sus esfuerzos más que efectivo, en ciertos momentos, ágil, rápido, capaz de corregir la posición con celeridad, de hacer frente a extremos habilidosos... Bastante válido, en líneas generales, para un equipo de zona templada con ciertas aspiraciones.
El joven André Dias, al que la directiva desea renovar su contrato cuanto antes, parte como 2º lateral izquierdo, dispuesto a aprovechar los minutos de los que disponga para ir haciéndose jugador poco a poco, y en este equipo tan bien trabajado y con una dinámica tan positiva, pueda tener buenas opciones de mejora.
El brasileño Jefferson es un jugador con experiencia en el club, titular indiscutible la pasada temporada, un central de nivel medio, que ha visto su espacio en el once cerrado esta temporada pero que tiene condiciones, fuerza en el cuerpeo, poderoso por arriba, buen dominio de los espacios, no pierde la posición... más que suficientes para suplir y no desmerecer en absoluto a sus compañeros.

Centrocampistas 
El centro del campo del equipo vilacondense está formado por una serie de jugadores de perfil medio (incluso bajo), pero con la experiencia y una buen merecida fama de solvencia, eficacia y eficiencia que Nuno está explotando de maravilla, aprovechando la madurez futbolísitca en la que se encuentran hombres como Tarantini (4 goles marcados a estas alturas), Pateiro, Abel Braga, Wires o el veterano André Vilas-Boas con el apoyo de un clásico del conjunto blanquiverde como Vítor Gomes.

Tarantini; Un clásico que vive
sus momentos de gloria

Individualmente no estamos hablando de grandes jugadores, pero todos ellos, sin excepción, destilan oficio por todos los poros, saben a qué y cómo se juega, tienen la experiencia adecuada para aprovechar una buena ola como parece ser esta a la que se ha subido el equipo durante esta temporada, para llevar al equipo a una situación de privilegio y con ello, cimentar definitivamente sus carreras. Son jugadores de equipo, comprometidos, maduros, estables, sabedores de qué pueden aportar al equipo en cada momento, muy necesarios para aportar un poco de estabilidad en una liga tan cambiante como la actual liga portuguesa donde cada temporada los equipos modifican sus plantillas de manera exhaustiva.
Por detrás de esta primera "línea de combate", dos jugadores recién aterrizados desde los grandes reciben sus primeras lecciones; el ex-jugador -efímero, eso sí- del Recreativo de Huelva, William Soares (pasó desapercibido los escasos cinco meses que estuvo en el Decano), y que llega después de haber rescindido su contrato con el FC Porto y la joven promesa del Benfica, Diego Lopes, llegado directamente desde el juvenil encarnado -representado por Gestifute- y que busca sus primeros minutos en el fútbol profesional para demostrar las excelentes cualidades que, aquellos que siguen el fútbol juvenil en Portugal, dicén de él desde hace un par de temporadas.

Filipe Augusto ya pertenece a Gestifute por algo

La calidad la pone Filipe Souza (ex jugador del Bahía) y sí, también perteneciente a Gestifute, jugador que tienen en el Rio Ave su primer contacto con el fútbol europeo, el trequartista del equipo, el que cambia el ritmo, acelera el juego del equipo, lo rompe incluso con su dinamismo e imprevisibilidad (a veces demasiada... hasta atropellarse con sus propias ideas), jugador vertical, revolucionado, que siempre aporta algo cuando agarra la pelota y que debe ir adquiriendo el ritmo europeo para adecuar sus innegables cualidades a la exigencia continua y física del fútbol continental.

Delantera

Esmael todavía tiene mucho que demostrar


Inicialmente, el gran fichaje para la delantera parecía Esmael Gonçalves, jugador por el que el equipo de Os Arcos batalló con fuerza con el Niza, poseedor de sus derechos, para poder contar con sus servicios. Este jugador, nacido en Portugal, llega con unas excelentes referencias que todavía no ha acabado de explotar -la competencia es fuerte, como veremos-, capaz de ocupar odas las posiciones ofensivas, explosivo, incansable, de perfil rematador una vez que entra en contacto con el balón en el área.. Pero el que siempre aporta soluciones es el incombustible Joao Tomas, el ex jugador de Benifca o Betis entre otros, demuestra un año más, y van mil, que hay jugadores que explotan jóvenes y con el tiempo acaban diluyéndose, y que hay otros que, por alguna razón (lesiones, mala suerte, elecciones erróneas) no han tenido el recorrido que en su momento apuntaban, y que a lo largo de toda su carrera mantienen las esencias que destilaron años atrás. No vamos a decir ahora que Joao Tomas pudo haber sido un jugador comparable a Pauleta o Nuno Gomes, pero no me cabe duda de que si las lesiones lo hubiesen respetado un poco más tendría un curriculum con equipos de mayor nombre o con más internacionalizaciones por su país, siempre necesitado de delanteros con gol.

Un viejo rockero: Joao Tomas

Es evidente que el jugador oliveirense es una referencia en el equipo, y que esa ascendencia le permite asumir responsabilidades y galones, pero es que año tras año sus números son indiscutibles. Es posible que eso lo consiga al militar en un club de perfil bajo como el Rio Ave y quizá no tendría el mismo rendimiento en un club mayores exigencias, es posible, sí, pero eso entraría dentro del mismo campo hipotético de lo que pudiera haber sido si las lesiones no hubieran detenido su carrera en momentos claves, como su estancia en el Betis. Lo que nos queda de Joao Tomas son sus actuaciones y sus números, para los que no lo hayan visto jugar, y ahí no hay discusión posible sobre quién es el jefe.

Lo peor que le puede pasar a Ukra
es ser un jugador más
De Ukra lleva hablándose en Portugal desde hace muchos años -pertenence a la misma generación de Rui Patricio, Carriço o Fábio Coentrao-, pero las lesiones le han impedido disponer de la continuidad que todos los jóvenes precisan para afirmarse en el fútbol profesional, solamente en algunos partidos del pasado final de temporada con el Sporting Braga y antes en el Olhanense dejó pinceladas de lo que puede aportar con confianza, así que ha llegado a Vila do Conde buscando reencontrarse con su mejor versión desde la banda con sus incisivas incursiones ofensivas. No es Ukra un gran jugador que marque las diferencias, pero sí es jugador capaz de generar desequilibrios, siempre y cuando intenta hacer lo que sabe y no deje de ser ese volante de banda, rápido, aseado técnicamente, con buena llegada en segunda línea. Su sitio es la banda y deja de ser peligroso cuando busca posiciones más centradas porque sus cualidades no son definitorias en esas posiciones. Creo que esta temporada el jugador famalicense se encuentra ante la posibilidad de demostrar si es un jugador para cumplir en un equipo de nivel medio-bajo o está llamado a  mejores perspectivas.

Del Valle

El venezolano Del Valle llega desde el segundo equipo del Auxerre y ya ha dejado algunos detalles. Es un delantero de trabajo, que corre mucho, se ofrece, tiene que mejorar relativamente a la hora de hacer los desmarques, pues es bastante previsible pero, hasta el momento, en los minutos de los que puede disfrutar está aportando cosas al equipo.
Renato Santos llega desde Moreira de Conegos con ganas de mostrarse en la primera liga, al igual que Feliz; ambos jugadores llegan para aportar minutos de refresco en la delantera, aunque Del Valle parece haberles ganado la partida hasta el momento.
El joven egipcio Hassam (conocido como Kuka) busca en la liga portuguesa una puerta de entrada al fútbol europeo, aunque de momnto parte con ligera desventaja frente a sus competidores, aunque, todo hay que decirlo, el equipo vilacondense parece muy bien surtido en posiciones ofensivas.

Nuno inicia su camino hacia el éxito

En conclusión, aunque es la primera aventura de Nuno Espírito santo como primer entrenador, y aunque el Rio Ave no deja de ser un equipo modesto, no nos dejemos engañar por esta piel de cordero, porque no sorprendería a nadie que el equipo de Vila do Conde acaba ocupando puestos de privilegio en el mes de junio justo por detrás de los cuatro grande (dejemos a un lado la crisis del Sporting porque tard eo temprano debería recuperar su posición... o estallar, pero dudo que ocurra esto último) en los lugares hasta ahora ocupados por los dos equipos de Madeira o el Vitória Guimaraes. Plantilla tiene para ello, desde un portero de enormes garantías y futuro que, si no sepierde por el camino, acabará jugando en un grande de Europa, pasando por una hábil mezcla de jugadores veteranos, o no tanto, pero sí con experiencia y oficio (Nivaldo, Joao Tomas, todo el centro del campo con Tarantini, Abel Braga, Pateiro, Wires  o Vilas-Boas...) y unos jugadores jóvines con muchísimo recorrido por delante; el central Marcelo, otro al que veremos lejos de Vila do Conde (o quizá no tanto), Filipe Augusto, otro que dará que hablar y el propio Ukra que, despliegue o no lo mejor de sí mismo, calidad no le falta.
Veremos l que queda de esta plantilla la próxima temporada. De momento, disfrutemos de esta.




miércoles, 14 de noviembre de 2012

Adrien Silva (Galiciables XXIV)

Adrien Sebastian Perruchel Silva
15-III-89, Angoulême (Francia)
1´75 y 74 kg
Centrocampista
Sporting (07-10), Maccabi Haifa (10-11), Académica de Coimbra (10-12), Sporting



Hijo de madre francesa y padre portugués, Adrien comenzó a jugar en el país galo en las categorías inferiores del Girondins, pero cuando el jugador tenía 11 años sus padres decidieron poner camino en dirección a al norte de Portugal. Una vez allí, en un pequeño club de Arcos de Valdevez –no muy lejos de la frontera con Galicia- fue a donde acudió el Sporting cuando el jugador todavía no había cumplido los 14 años. Aunque, evidentemente, el territorio a abarcar es bastante menor que el que hay en España, es extraordinaria la capacidad de captación que tienen los grandes clubs portugueses, a los que pocos jugadores de nivel escapan de sus ojeadores.



Así pues, su formación tuvo lugar por completo en la Academia hasta que, siguiendo el camino lógico (que no el más habitual), acabó debutando, de la mano de Paulo Bento, en el primer equipo en la temporada 07-08 –algún día se reconocerá el gran trabajo del técnico lisboeta en el Sporting-  ya en la primera jornada de liga –jugando un único minuto precisamente frente a la Académica de Coimbra-. Esa misma temporada fue sumando más minutos poco a poco y se esperaba de él que acabase siendo un centrocampista de referencia en el primer equipo sportinguista, sin embargo, por unas razones o por otras, falta de confianza de sus técnicos, la presión que hay en Alvalade por conseguir títulos, un rendimiento menos conseguido, quizá porque pretendían de él mayor compromiso defensivo jugando por delante de la defensa cuando sus cualidades apuntan más bien hacia la zona ofensiva de la medular hicieron que el jugador asumiese que salir cedido era la mejor opción, aunque la elección no pareció ser la más adecuada: el Maccabi Haifa israelita, donde sólo estuvo media temporada que acabaría en la Académica de Coimbra, préstamo que siguió en la ciudad universitaria durante una temporada más (la pasada 11-12) puesto que en la primera una inoportuna lesión le impidió rendir al máximo nivel.



En el equipo de Coimbra, Pedro Emanuel lo convirtió en la piedra angular de la que partía la transición ofensiva del equipo, organizaba, pasaba, distribuía, dirigía el juego del equipo, aparecía desde segunda línea firmando unas actuaciones más que notables.


Con la Académica jugó 37 partidos marcando 8 goles y aunque el final de la temporada fue muy duro, consiguiendo la permanencia in extremis, tuvo una participación importantísima en la final de copa ganada a “su” Sporting –se generó mucha polémica, en Portugal, por otra parte injustificada, debido a sus excesos en la celebración de ese título-.



Después de un inicio de temporada bastante convulso en torno a su renovación con el Sporting –posteriormente rubricada hasta el 2017 ya como representado por el omnipresente Jorge Mendes, que no suele dar puntada sin hilo, como sabemos-, el jugador parece haber vuelto a la segunda fila dentro del equipo leonino, también influenciado por la especial situación que se vive dentro del equipo blanquiverde desde hace varias temporadas y, en esta temporada, agravada por la salida de Sá Pinto del comando técnico. Así no hay modo de que ningún jugador pueda mostrar sus cualidades ni encontrar estabilidad o continuidad. No es fácil para ningún jugador poder progresar dentro de esta situación en la que, además, la enorme exigencia obliga a ciertos jugadores a cargarse de una responsabilidad que todavía no le toca. Y es una lástima, porque Adrien ha demostrado ser un jugador con altas capacidades futbolísticas y con algo, a veces tan importante como saber jugar, espíritu de liderazgo, personalidad para asumir galones, sangre fría para saber manejar el ritmo de su equipo en momentos importantes. No busquemos en Adrien a un jugador de grandes recursos técnicos, aunque es bastante aseadito, sino a un jugador fuerte, con presencia física, combativo, al que más que faltarle, le sobra ímpetu,  y si consigue manejar su energía y encontrar el equipo que le de continuidad para desarrollar su juego será un hombre importante en ese equipo.



Veremos si el Sporting, ahora que busca resurgir por enésima vez en los últimos años, sabe aprovechar sus cualidades o acabará saliendo por la puerta de atrás justamente porque necesita resultados (ya veremos si Vercauteren opta por el músculo y la contundencia o aprovecha la clase que también poseen muchos jugadores del equipo leonino), como ha ocurrido antes, lo que sí tengo claro es que si, actualmente, Adrien estuviese en cualquier otro equipo (más allá de los grandes) sí contaría con más opciones de mostrar todo lo bueno que hemos comentado de él.
 A cualquiera de los dos equipos gallegos de 1ª división, sobre todo al Deportivo, ahora mismo (Noviembre de 2012), un jugador como Adrién les vendría como agua de mayo a la hora de darle dinamismo al juego ofensivo, pedir el balón y saber qué hacer con él, mover el juego del equipo con criterio, y eso el luso-francés sí sabe hacerlo con suficiencia. Yo le echaría el ojo.


martes, 6 de noviembre de 2012

Rubén Micael (Series Medias VI)


Rúben Micael Freitas da Resureiçao
19-VIII-86, Cámara de Lobos (Portugal)
1´75 y 73 kg
Medio
Uniao Madeira, Nacional, FC Porto, Zaragoza (cedido por el Atlético de Madrid), Sporting Braga



Cuando el año pasado, en medio de la vorágine del traspaso de Falcao, Ruben Micael se incorporó al Real Zaragoza previo paso fantasma por el Atlético de Madrid –ahora que se investigan en Argentina este tipo de operaciones, quizá habría que echarles un vistazo a los “extraños” movimientos que se han producido en Portugal en los últimos años-, en España todo el mundo tenía claro que el jugador de Madeira no era más que un lastre al que obligaba el interés del Atlético por incorporar al Tigre a sus filas, y que su estancia en el Manzanares era absolutamente imposible –curiosamente nadie pensó lo mismo de un jugador con mucho menos bagaje como Pizzi- y su salida a Zaragoza –otro club en el que la mano de Gestifute era evidente—parecía la mejor, y única opción posible, para el jugador.



Y es verdad que Rúben Micael (pronúnciese Rubén, agudo, a la española, aunque la tilde la lleve en la u) era un jugador semidesconocido en España, pero en absoluto lo era en Portugal sonde en pocos años había hecho un carrera fulgurante y su rendimiento lo había llevado desde Madeira a Oporto, con su lógica llegada a la selección nacional. Cierto es que su rendimiento en Zaragoza no estuvo a la altura de las expectativas que el jugador tenía, aunque el año del  equipo maño no fue normal en absoluto, y que, de algún modo, el jugador perdió una buena oportunidad para darse a conocer más allá de las fronteras del fútbol nacional, pero cuando este año nadie sabía qué hacer ocn él, el oportuno António Salvador, le echó guante para su gran Sporting de Braga hecho, precisamente, de jugadores como Micael, hombres de gran nivel que los grandes dejan escapar y que marcan la diferencia en un equipo como los gverreiros que, creo, hace algunos años que ha dejado de estar al acecho de los grandes para enfrentarse a ellos de tú a tú, y el comienzo de esta temporada no ha hecho más que refrendarlo.



Rúben Micael surgió como un ciclón para todo el fútbol portugués en la temporada 08/09, procedente del Uniao de Madeira y, como no podía ser menos, fue lanzado al primer equipo del Nacional de la mano del profesor Manuel Machado (actualmente de regreso al equipo madeirense), siendo uno de los pocos casos que se escapan a los mil ojos de los omnipresentes tres grandes.



Aunque se inició en el mundo del fútbol en el GD Estreito, sería en los infantiles de la Uniao Madeira (el tercer equipo de la isla, pero siempre el primero en el corazón de los románticos del fútbol) en el que iría percibiendo este deporte como algo más serio. Ya desde los 17 años compaginaría los juveniles con el primer equipo (entonces en 2ª división B), con el que debutó con esa edad, y en el que, con sólo 21, ya era capitán.  Así que, pese a tener ofertas de otros equipos del continente, no lo dudó cuando el Nacional se interesó por sus servicios y se incorporó a la Choupana a cambio de 60 mil euros por el 50% de sus derechos. Una auténtica ganga para un jugador que pasó de jugar de 2ª B a hacerlo en la primera categoría sin aparente esfuerzo, que ya fue titular en el primer partido de liga de esa temporada frente a Leixoes, y cuyo gol en San Petersburgo sirvió para eliminar al Zenit y obtener el paso liguilla de la Europa League de ese mismo año, en la que marcaría algunos goles más, uno al Athletic Club de Bilbao, por ejemplo.
Su salto a un grande parecía cercano, y el FC Porto no tardó en extender sus redes hacia él en un traspaso bastante económico, para las cifras que se manejaban, por un tanto por ciento del pase del jugador. Aunque debutó con dos goles al Beira-Mar, en la Invicta le costó imponerse, aunque sí jugó bastantes partidos en el tridente del centro del campo, aunque entre los centrocampistas que tenía entonces el equipo blanquiazul en su posición, Guarín, Belluschi, y las llegadas de Moutinho o el año pasado de Defour, de tal modo que su inclusión en el negocio Falcao, y más a las alturas del mercado en las que se realizó el mismo, sorprendieron a muchos.



Con su incorporación al Sporting Braga, y por lo visto al inicio de esta campaña, da la impresión de que este “supuesto” paso atrás no será más que un nuevo trampolín para el jugador de Madeira que parece haber recuperado su nivel, importancia y visibilidad en el fútbol portugués, lo cual ha conllevado también su retorno al equipo nacional y, después de la clasificación del equipo arsenalista para la liguilla de la Champions, con un sorteo que abre ciertas opciones de éxito, puede volver a situarlo, a él y a alguno de sus compañeros, en el escaparate del fútbol europeo.



Micael es un centrocampista ofensivo, vertical, inteligente, que sin ser un prodigio técnico se defiende con el balón en los pies, con mucha movilidad en el campo, con habilidad para aprovechar los espacios de la defensa rival, aprovechando muy la segunda oleada en los ataques, apareciendo por cualquier hueco en el área, donde, rápidamente, arma el disparo.
Es un jugador que ofrece muchas soluciones ofensivas al equipo, que igualmente aporta trabajo defensivo, aspecto en el que ha mejorado bastante, aporta mucha cohesión a la medular tanto en la posición más adelantada del tridente, como está jugando en Braga, o como punto de partida de la jugada, por delante de Custodio –haciendo de Hugo Viana para entendernos- donde también puede jugar si así lo requiere su técnico, aunque, y esta es una opinión personal, su rendimiento crecería en un centro del campo formado por cuatro jugadores.



Veremos si este inmejorable comienzo de temporada se mantiene a lo largo del año, y tanto Rúben Micael como el Sporting de Braga acaban refrendando sus aspiraciones, para situar al equipo de la ciudad de los arzobispos en la carrera por los títulos, que es el único paso que le queda por dar para su definitiva consagración a la altura de los grandes.



Precisamente hace pocos días se confirmó que el Sporting Braga se hacía con la mitad de los derechos sobre el jugador que, hasta el momento, poseía el Atlético de Madrid que, recordemos, lo fichó junto a Falcao –sí, sí, los traspasos raros made in factoría Mendes  y no sé si tendrá relación o no con el fichaje de Pizzi por el Atlético por ¡13 millones de euros!-. Queda claro, entonces, que los Gverreiros do Minho confían firmemente en el jugador de Madeira. Yo creo que se lo merece y que, su labor será premiada para ser algo más que un jugador importante en la liga de Portugal..


sábado, 3 de noviembre de 2012

Luís Neto (Portugal Exporta XII)

Luís Carlos Novo Neto
26-V-88, Póvoa de Varzim
1´85 y 71 kg.
Defensa central
Varzim, Nacional de Madeira, Siena



Poco conocido para aquel que no siga de algún modo la liga portuguesa, Luís Neto –por cierto, sobrino del ex futbolista del Varzim y FC Porto demediados de los 80, Vitoriano, y primo del actual portero de la Académica, Ricardo- es uno de tantos jugadores de segunda línea, que por alguna razón u otra escapan a los grandes tanto en su formación como una vez en etapa profesional (aunque estuvo en la órbita del Benfica),  y que poco a poco van haciéndose un nombre en equipos secundarios hasta dar el salta al extranjero –en este caso al Siena italiano, equipo que adquirió el 70% de su pase por 1´7 millones de euros-, y allí empezar a hacerse un hueco de modo silencioso pero efectivo. Su llamada a la selección nacional en la última convocatoria de Paulo Bento ha hecho que algunos se fijasen en él y, creemos, si el rendimiento del jugador no acaba llevándonos la contraria, eso es algo que seguirán haciendo durante mucho tiempo.

En el Varzim sabían que tenían una joya


Natural de Varzím y compañero de otros jugadores de cierto nivel que abandonaron tierras poveiras después del descenso de categoría del equipo –desde laliga orangina a la 2ª división-, como Salvador Agra (recién fichado por el Betis), Tiago Terroso (Chernomorets ucraniano) y Rafael Lopes o Gonzalo Graça en el Vitória Setúbal, se formó en el club de su tierra, don el que debutó también en categoría absoluta (el 12 de septiembre de 2011 frente a la Académica), aunque desde los 17 años tenía ocntrato profesional, hasta que, ese descenso a la tercería categoría del fútbol portugués, provocó su salida con destino a la isla de Madeira con un contrato de cinco temporadas, aunque, como hemos dicho, incluso se había llegado a hablar de su incorporación al Benfica.

El Nacional hizo el negocio


En el Nacional debutó como titular en la cuarta jornada de liga y nunca abandonó el 11 inicial de la Choupana, ni en ese momento ni cuando se produjo el cambio de entrenador que impulso al equipo alvinegro en la clasificación liguera, sino más bien todo lo contrario, ya que con Pedro Caixinha al mando del equipo nacionalista  el jugador acabaría afirmándose en el centro de la defensa y cumpliendo una temporada sobresaliente que le sirvió para incorporarse al Siena durante el verano después de que ninguno de los grandes de la liga local se aventurasen a pagar los tres millones de euros que pedían los dirigentes del Nacional.



En el equipo toscano, al que llegó en silencio, ha ido haciéndose un hueco partido a partido, desarrollando sus buenas cualidades técnicas en defensa, pese a no ser especialmente alto o fuerte, suple ese hándicap físico con un sentido especial de la anticipación y del cruce, siempre bien posicionado  con gran capacidad de reacción para correr  hacia atrás, para corregir su posición y la de sus compañeros con una lectura del juego más que notable.

El Siena le da brillo a la perla


Uno de los puntos fuertes del central poveiro es su excelente salida de balón, su frialdad a la hora de iniciar el juego desde atrás, más que ser un mero conductor del balón hacia posiciones más adelantadas.
Aunque parezca un tópico decirlo, suponemos que en manos de Sense Cosmi, el nuevo internacional portugués (aunque no haya debutado todavía) continuará puliendo sus buenas condiciones que, no nos extrañaría demasiado, podrían conducirle a metas más altas aunque el equipo bianconero (curiosamente sus tres equipos han vestido el mismo uniforme con franjas blanquinegras en la camiseta) parece el lugar ideal para hacerse un hueco en las agendas de los ojeadores internacionales.
A seguir.


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...